La gordas siempre dan las mejores mamadas disfruta viendo porno gordas

358
Compartir
Copy the link

Esta perra me la había chupado muchas veces, eso si que era una buena mamada, fue de escandalo, me corrí en su boca como en esas porno gordas que tanto que me gustaba ver y me hacia eyacular como un animal. Luego ella levanto se acerco y comenzamos a besarnos como dos chavalines desenfrenados, pude recorrer cada centímetro de su cuerpo con mi lengua.. Pero me pare en esa hilera. Luego baje un poquito más y su coño se estremeció al sentir mi respiración en su cuello, mi lengua lamia su oreja hasta que no pude mas; le puse mi verga en su boca y solo con dos o tres chupa ditas ya estaba otra vez con mi verga bien erecta. disfruta de esta historia y mucho mas y no olvides darle like al video.